Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad
"...La única forma de cambiar el curso de la sociedad
será cambiando las ideas" - Friedrich Hayek
"Una sociedad que priorice la igualdad por sobre la libertad no obtendrá ninguna de las dos cosas. Una sociedad que priorice la libertad por sobre la igualdad obtendrá un alto grado de ambas" - Milton Friedman
CEDICE alerta a la nación venezolana sobre el control ciudadano y la eliminación de la libertad que pretende el gobierno con la reforma de la constitución

El Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad, Cedice Libertad, alerta a la nación sobre los graves peligros y consecuencias que para la vida cotidiana de los venezolanos tendrá el proyecto de reforma constitucional el presidente Hugo Chávez Frías elaboró de manera inconstitucional, inconsulta y atropellada junto a una sumisa Asamblea Nacional.

Cedice Libertad fija posición ante el socialismo del siglo XXI

UNA “REFORMA” CONSTITUCIONAL QUE ACABA CON VENEZUELA

Esa propuesta totalitaria e inaceptable no es una reforma sino una nueva Constitución que ha sido objeto de numerosas y fundamentadas críticas por parte de los más diversos sectores y organizaciones que componen el espectro político venezolano. Una nueva Constitución que acaba con la Venezuela de libertades pues:

1. Acaba con el principio de tolerancia y diversidad de pensamiento político, al intentar crear un Estado que se proclama socialista. Con esto se busca establecer el pensamiento único, lo cual representa la negación de la libertad.
2. Acaba con el principio de alternabilidad política al propiciar la reelección indefinida del Presidente de la República con clara vocación dictatorial.
3. Acaba con las libertades fundamentales como la libertad de pensamiento y la de información, mientras promueve la desaparición de sindicatos, gremios, asociaciones estudiantiles y otras organizaciones de la sociedad civil. Además, acaba con la autonomía universitaria y elimina el derecho al debido proceso y el derecho a la información en los estados de excepción.
4. Acaba con derechos consagrados en la Declaración Universal de los Derechos Humanos proclamada por la Asamblea de las Naciones Unidas, como la libertad económica y la iniciativa individual y acentúa el peso del Estado en la economía.
5. Acaba con el principio de rendición de cuentas de las autoridades elegidas al suprimir dicha obligación de la Constitución.
6. Acaba con la propiedad privada pues crea una variedad confusa de formas de propiedad colectivista, que reducen de manera drástica el lugar de la propiedad privada en la economía nacional.
7. Acaba con las funciones profesionales y la autonomía institucional del Banco Central de Venezuela. y coloca la emisión de dinero y las reservas internacionales, pertenecientes a todos los venezolanos, en manos del Presidente de la República.
8. Acaba con la descentralización administrativa, una de las grandes conquistas del pueblo democrático, expresada en la Ley orgánica de descentralización, delimitación y transferencia de competencias del poder público, aprobada en 1989.
9. Acaba con el carácter profesional de las Fuerza Armada Nacional y las convierte en una milicia ideologizada, al servicio del Presidente de la República y de su proyecto político personal.
10. Acaba con el principio de la integridad de la República, al permitir la posibilidad de crear una confederación de naciones con Cuba.

Todas estas reformas constituyen un claro giro autoritario y antidemocrático cuya orientación marxista-leninista esta claramente definida en los artículos reformados y en la Exposición de Motivos. Los cambios significan una violación premeditada de la Constitución de 1999. En particular, vulneran el artículo 342 de la Carta Fundamental, pues alteran de forma sustancial la estructura y principios del texto constitucional, razón por la cual obligan a convocar una Constituyente que se aboque a la redacción de una nueva Carta Magna. No hacerlo implica un fraude a la Constitución de 1999.

El proyecto, de ponerse en práctica, suprimirá el sistema de libertades que las luchas sociales del pueblo venezolano han conquistado desde 1936, tras la muerte de Juan Vicente Gómez, y sobre todo después de que el pueblo derrocara la dictadura de Marcos Pérez Jiménez en 1958.

Cedice-Libertad alerta a la nación sobre los graves peligros y consecuencias que para la vida cotidiana de los venezolanos y para la libertad tendrá este sistema, así como el esquema represivo que lo acompañará. La experiencia histórica enseña que en estos regímenes son abolidas las libertades civiles, económicas y políticas, se agrede la opinión pública, se ataca la inteligencia, se hostiga la libertad de pensamiento, y se trata de controlar el alma de cada ciudadano para que se someta a la voluntad de un jefe de Estado investido de un poder desmedido y de la burocracia que lo rodea.

El vínculo entre propiedad y libertad es indisoluble. Sólo pueden ser realmente libres quienes pueden ser propietarios. Por ello, las Naciones Unidas en la Declaración Universal de los Derechos Humanos, incluyen este derecho como uno de los fundamentales.

Cedice–Libertad se une a las voces que llaman a defender la democracia como fuente de libertad y responsabilidad en todos los espacios de la vida nacional.

Frente al socialismo del siglo XXI,
UN PAÍS LIBRE Y DE PROPIETARIOS

Bajar aqui el documento completo