Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad
"...La única forma de cambiar el curso de la sociedad
será cambiando las ideas" - Friedrich Hayek
"Una sociedad que priorice la igualdad por sobre la libertad no obtendrá ninguna de las dos cosas. Una sociedad que priorice la libertad por sobre la igualdad obtendrá un alto grado de ambas" - Milton Friedman
Cedice alerta que la participación se verá limitada por miedo

El Observatorio Económico Legislativo de Cedice-Libertad alertó que algunos de los instrumentos aprobados por la Asamblea Nacional no solo pueden tener efectos contrarios a los que dicen promover, sino que algunos de sus preceptos son inconstitucionales y además violan la decisión de la mayoría en el referendo constitucional de 2007.

Elvia Gómez

En concreto, Cedice se refiere a las leyes de Contraloría Social, de Comunas y a la Ley Orgánica para el Fomento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal.

El análisis destaca que la Ley de Comunas viola la Carta Magna “al establecer estructuras cuyas funciones solapan el funcionamiento de las alcaldías y gobernaciones constitucionalmente establecidas”. Añaden que “los medios de participación protagónica y democrática” previstos en el artículo 5 de la Ley de Comunas, aprobada en primera discusión en la AN, “superan los límites establecidos en el artículo 70 de la Constitución”.

“En relación con la Ley de Contraloría Social, preocupa entre otros el artículo 16, que define las funciones de la contraloría social. Allí la Ley es poco específica en cuanto a puntualizar la diferencia entre el ejercicio de la contraloría social por parte del individuo y el ejercicio colectivo”. Cedice advierte complicaciones en la aplicación de la Ley por imprecisiones de a quién le toca desarrollar ciertas funciones y sus límites. “La pregunta es: ¿cómo define la Ley a la contraloría social? Si bien es cierto que el individuo tiene una capacidad para monitorear y denunciar, ¿deberá éste hacer su denuncia ante un colectivo o podrá actuar independientemente?”.

La Ley de Contraloría Social hace referencia en diversos artículos a ‘ejercer vigilancia sobre actividades privadas que afecten el bienestar común’ y además señala que pueden iniciarse procedimientos por notitia criminis, al ser el concepto de bienestar común muy subjetivo para cada individuo, tales referencias pudieran estar creando una sociedad en donde la opinión y la participación, por miedo a ser denunciado, se verán minimizadas”.

Sobre la Ley de Orgánica para el Fomento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal, Cedice la califica como un retroceso. “El derecho de disposición de los bienes queda anulado y al final la propiedad termina siendo estatal y es el Estado el que planifica las actuaciones individuales, coartando su creatividad e iniciativa, condiciones necesarias para generar riqueza y mayor bienestar social”.

Insiste Cedice en que atributos importantes de las economías desarrolladas son el respeto a la propiedad privada, al régimen de libertades y a la democracia.

Publicado en El Universal