Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad
"...La única forma de cambiar el curso de la sociedad
será cambiando las ideas" - Friedrich Hayek
"Una sociedad que priorice la igualdad por sobre la libertad no obtendrá ninguna de las dos cosas. Una sociedad que priorice la libertad por sobre la igualdad obtendrá un alto grado de ambas" - Milton Friedman
Es exactamente al revés Maduro. Emeterio Gómez

Porque somos las bestias que somos, el cine no puede sino reflejar esa tragedia.

No es que por culpa del Capitalismo, el Ser Humano es egoísta, sino que porque el Ser Humano es egoísta, pana, profundamente egoísta, primitivo y animal, ¡¡la Economía no puede ser sino Capitalista!! El Capitalismo no es culpable de que el Hombre sea una bestia, tan solo lo asume como lo que es, como un animal. Que ya lo era muchos milenios antes de que surgiera el Capitalismo. Porque el egoísmo y la mezquindad tienen cientos de milenios, Nicolás, en tanto que el Capitalismo apenas tiene 500 añitos, 5 siglitos. Fueron esas dos ideas poderosas que en el Renacimiento (precisamente, antes de que surgiera la Economía de Mercado) tanto se discutieron; y las pongo en latín para pedantear un poco: Bellum omnium contra omnes (la guerra de todos contra todos) y Homo homini lupus (el Hombre lobo del hombre).

Ni es, como tú dices que Robert Redford cree (aludo a tu discurso del lunes, en el nombramiento de tu Gabinete Infinito), que porque el cine gringo es violento y muestra toda la bestialidad del Ser Humano, éste se vuelve violento; es otra vez al revés, panita, estrictamente al revés: que porque somos las bestias que somos, el cine no puede sino reflejar esa tragedia. De todas formas, hay para todos los gustos, Nico; para los que quieren vivir de ensueños e ilusiones, existen las novelitas o las películas “rosa”, las utopías, las ilusiones infantiles… y, sobre todo, el Socialismo del siglo XXI.

El problema con el Comunismo, pana, es que nunca entendió esto, que Marx jamás se asomó siquiera a esta tragedia que es el Ser Humano en el plano ético. Él mismo se comió su propia coba de que lo esencial que constituye al Hombre es la Economía… Se le olvidó un pequeñito detalle, una tonteriita, algo intrascendente para la constitución de Lo Humano, Maduro: la Moral… O más bien la carencia de Moral en el Hombre; nuestra constitución más profunda y primitiva, “natural” y animalesca, el Egoísmo, el Odio, la Mezquindad, “El hombre lobo del hombre”, etc. Milenios antes -vuelvo y te repito- ¡¡cientos de milenios antes de que apareciera la Economía de Mercado!!

Porque lo esencial del Capitalismo, Maduro (no del Capitalismo Maduro, sino del Capitalismo coma, Maduro, que lío con tu apellido, chamo), no es la Maximización de la Tasa de la Ganancia -como la Izquierda todavía cree-, sino la remuneración de los Factores Productivos de acuerdo a sus Productividades Marginales. Que es algo complejísimo -terriblemente enredao- pero que te lo puedo explicar sencillito… y gratis además: que si dos hombres tienen distintas capacidades, habilidades o dotaciones intelectuales y tú los contratas, sería sencillamente estúpido que pretendieras pagarles lo mismo. Pero mucho más que estúpido, sería simplemente injusto, es decir, ¡¡inmoral!! que les pagaras lo mismo. ¡¡Es un fenómeno estrictamente natural, que se le impone de manera ineludible a los capitalistas!!

Que fue exactamente lo que descubrieron los comunistas rusos, pero sobre todo –Madurín- los chinos, los sucesores de Mao, dirigidos por Deng Xiaoping: ¡¡que había que regresar desesperadamente al capitalismo!! Que no hay otra forma eficiente de organizar la Economía. Razón por la cual China, que aún se cree comunista, es cada vez más radicalmente capitalista… ¡¡después de 30 años (1950-1980) matando chinos para instaurar el Comunismo!! Exactamente lo que está empezando a pasar en Cuba… después que los hermanitos Castro asesinaron a cuanta gente les dio la gana. Y exactamente lo que tendrán que hacer ustedes, Maduro (si es que nosotros, con Capriles y la MUD a la cabeza) los dejamos. 

EMETERIO GÓMEZ ― EL UNIVERSAL
gomezemeterio@gmail.com