Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad
"...La única forma de cambiar el curso de la sociedad
será cambiando las ideas" - Friedrich Hayek
"Una sociedad que priorice la igualdad por sobre la libertad no obtendrá ninguna de las dos cosas. Una sociedad que priorice la libertad por sobre la igualdad obtendrá un alto grado de ambas" - Milton Friedman
¿Es que de verdad existe la Ética? Emeterio Gómez

¿Cómo mantener mis Valores, si a cada segundo que pasa, “yo” ya no soy “el mismo”?

Un grupo de jóvenes -aterradoramente jóvenes- que quieren “meterse en política” me piden un Taller de Ética. Y de inmediato uno traza su estrategia: No puedes desilusionarlos… nada de asomar siquiera que la Filosofía quebró, se murió o vive una debacle… nada de eso. Morigera tu lenguaje; y además, no uses ese verbo… huele a viejo.

Nada de decirles que lo que nos enseñaron como “Ética” poco tiene que ver con ella y que los Valores no “se tienen” de la misma forma que “se tienen” los codos. Y, por piedad, nada de insinuarles que la Realidad siempre podrá quebrarles sus Valores, por firmes que estos sean. Porque a veces mantenerlos ¡¡puede resultar inmoral… y hasta tonto!! Porque si para salvarle la vida a un hijo tienes que robar, pero tus Valores te lo impiden… ¡¡te veré transido de dolor en el velorio del chamito!! Por favor, nada de hablarles de esas cosas a estos panas. Ya se irán enterando, a medida que la vida los vaya vapuleando. Tiempo tienen para descubrir que la Moral sólo tiene sentido si logramos acceder a Lo Absoluto, es decir, a Dios. ¡¡No creer pasiva o sumisamente en Dios, sino acceder a Él!! Y eso es muchísimo mas fácil decirlo que lograrlo.

¿Cómo transmitirles la Noción de Lo Absoluto, ineludible -repito- para intuir la Ética? Por suerte, uno de ellos, graduado en Teología, asoma una pista: ¡¡Kierkegaard y el Existencialismo!! Lo Estrictamente Humano -el Espíritu- no ES en el mismo sentido que todo lo demás ES, desde los planetas hasta los páncreas. Cualquier cuchillo, morsa o lápiz que se respete tiene un SER, un SER bien definido y permanente; y, además, sin tener que hacer el mas mínimo esfuerzo. Nada que ver con los Humanos cuyo Ser se modifica Existencialmentea cada instante. De tal forma que si quieres mantener tu Condición Espiritual o Moral tienes que esforzarte. Un oso, un árbol o un cenicero, están condenados a ser lo que son; los Humanos no, nosotros no estamos condenados a nada, ni siquiera a la Libertad como creyó el bueno de Sartre. Nuestra Existencia, a cada segundo que pasa, es algo distinto y, en esas condiciones es imposible SER. Sólo un gran esfuerzo puede permitirnos captar nuestra Esfera Moral, que es -sin la menor duda- un Absoluto: Imagen y Semejanza de Dios. ¡¡Algo que a cada instante es distinto, pero que paradójicamente debemos mantener idéntico!!

Porque el Espíritu, no tiene un SER definido y estable; que era lo que Aristóteles tenía en mente cuando acuñó la Idea del Ser. Razón por la cual, la Filosofía Griega, la Moderna ¡¡y la Existencialista!! se estrellan al intentar captar Lo Humano, Lo Espiritual y, finalmente, Lo Ético. Vivimos de instante en instante, ¡¡y a cada instante ya somos otro!! Y, en esas condiciones, ¿cómo mantener mis Valores, si a cada segundo que pasa, “yo” ya no soy “el mismo”? Si, para poder serlo, tendría que paralizar el incontenible fluir de mi Espíritu y cosificarlo, trocarlo en una Cosa, en algo que no cambie ni se transforme; una de las dos formas de serle fiel a mis Valores: una que sería horrenda, por supuesto. La Otra, la que nos obliga a acceder a lo Absoluto (lo único que podría permitirnos mantener nuestros Valores ¡¡e ir cambiándolos al mismo tiempo!!), es llegarle a la Noción de Dios… Un tema que discutiré con los chamos en varios talleres: ¿Cómo es que sólo la Noción de Dios puede permitirnos mantener los Valores, en medio de un cambio espiritual incesante? O, visto al revés: ¿cómo es que si logro mantener mis Valores, ello será un indicio indudable de que alguna conexión con Dios logré? 

EMETERIO GÓMEZ ― EL UNIVERSAL
Blog actualizado,
http://emeteriogomez.wordpress.com