Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad
"...La única forma de cambiar el curso de la sociedad
será cambiando las ideas" - Friedrich Hayek
"Una sociedad que priorice la igualdad por sobre la libertad no obtendrá ninguna de las dos cosas. Una sociedad que priorice la libertad por sobre la igualdad obtendrá un alto grado de ambas" - Milton Friedman
¿Quiénes enviaron a morir a estudiantes? Luis Pazos

43 jóvenes estudiantes de nuevo ingreso en una normal, de origen humilde y con la ilusión de convertirse en profesores, fueron masacrados por un grupo criminal ligado a las autoridades municipales de Iguala en el Estado de Guerrero.

Al igual que a la mayoría de los mexicanos, nos indigna y entristece ese brutal y bárbaro acto. Debe aplicarse todo el peso de la ley a los autores intelectuales y materiales de ese crimen. Ya están detenidos algunos de los presuntos responsables. Pero no son los únicos, para castigar a todos los involucrados en ese inaceptable crimen es importante identificar las causas que lo provocaron.

Las autoridades de Iguala detuvieron a los estudiantes que llegaron en camiones, que horas antes habían secuestrado, porqué iban a boicotear el informe de labores de la esposa del Presidente municipal, como ya lo habían hecho anteriormente. Los narco policías que los detuvieron se los entregaron a un grupo criminal, que presuntamente los ejecutaron, pues afirman, los ejecutores del crimen, que entre ellos había miembros de un grupo criminal contrario.

Independientemente de que ese dicho sea cierto o falso, la pregunta que no tiene una respuesta clara hasta este momento, es quiénes y porqué enviaron a los normalistas al matadero, que teóricamente deberían estar estudiando y no boicoteando un acto de la esposa de un alcalde que era sabido por los líderes de la normal estaba ligada a un grupo criminal.

Son conocidos desde hace años que en esa normal no se preparan maestros sino activistas y guerrilleros, ante la tolerancia de las autoridades locales y federales. Actos de activistas de esa normal han generado muertos, como el quemado en una gasolinera, heridos y daños en propiedades privadas y públicas que han quedado impunes.

Es indispensable, para conocer las causas de fondo de la masacre, que las autoridades federales investiguen quiénes y porqué involucraron a jóvenes estudiantes en una guerra entre criminales que no es propia de la formación de maestros.

LUIS PAZOS
@luispazos1 | www.pazos.com