Descripción del proyecto

#MonitorServicios: Colapso eléctrico nacional II

En menos de un mes, se registró un segundo apagón nacional en Venezuela, el mismo se suscitó a la 1:31 PM del día lunes 25 de marzo del corriente, apenas 11 días desde que comenzó a restablecerse el suministro tras el primer apagón nacional, el cual comenzó el pasado 7 de marzo a las 4:55 PM. En este segundo registro, quedaron sin suministro eléctrico más de 15 estados del país, representando el 91% del territorio. Diversas fuentes destacan que cuando el sistema estaba recobrando el suministro, se registró un nuevo apagón a las 9:50 PM del mismo día, dejando ahora un saldo de más de 95% del país sin energía eléctrica.

En ciertas zonas de la Ciudad de Caracas, usuarios de la red social Twitter informaron que la luz regresó el martes 26 de marzo en horas de la mañana, aunque desde entonces se registraron fuertes fluctuaciones de energía. No obstante, en algunas zonas como Coche, El Valle, Santa Mónica, Los Chaguaramos, El Cementerio, Cotiza, La Candelaria, La Pastora, San Juan, Altagracia, La Vega, San Bernardino, Antímano, El Junquito y San Agustín permanecieron sin suministro eléctrico hasta el miércoles en la noche, es decir, más de 50 horas continuas sin energía. Algunos usuarios denunciaron una explosión en la Subestación Eléctrica Valle-Coche que dejó sin suministro a la zona por, al menos, 5 horas más.

El miércoles 26 se registró un nuevo corte masivo a las 5:30 AM. El suministro se restableció entre las 11:00 AM y las 4:00 PM del mismo día. A pesar de que la falla afectó tanto la telefonía fija como la móvil, en ciertos plazos se lograban establecer comunicaciones entre los ciudadanos. El viernes 29 a las 7:09 PM se registró un nuevo apagón el cual duró al menos 2 horas hasta el momento en que comenzó a restablecerse. Ingenieros expertos en materia eléctrica señalaron que se debe a la falta de carga en el sistema y a fallas causadas por los repentinos cortes.

Archivo/End (EFE)

📷 Fotos: Efecto Cocuyo; Archivo/End.

1. Corte general de la energía eléctrica: Causas 

REP-GEN_VENEZUELA-ELECTRICIDAD_86628El ministro de Energía Eléctrica, Luis Motta Domínguez, se pronunció tras más de 30 horas de apagón, diciendo en su perfil de Twitter que la falla se debía a un nuevo sabotaje en la Central Hidroeléctrica de Guri. La administración de Nicolas Maduro emitió un comunicado en el que asegura que se suscitó un nuevo ataque al sistema produciendo una perdida repentina de carga el lunes cerca de la 1:30 PM. Adicionalmente, destacó que, en horas de la noche un grupo de personas provocó un incendio en el patio de transmisión de Guri, afectando los tres transformadores que la componen y el correspondiente cableado.

No obstante, el Ingeniero José Aguilar, experto en generación de energía eléctrica, explicó a través de Twitter que la falla registrada en el Complejo Hidroeléctrico Guri se debió a la falta de mantenimiento correctivo. Destacó que el incendio que se evidenció en el patio de transmisión perjudica gravemente al sistema pues de este dependen las otras dos centrales hidroeléctricas: Macagua y Caruachi, las cuales suman al sistema de 765 Kv. Enfatizó que el sistema no se ha recuperado del primer colapso eléctrico registrado el pasado 7 de marzo.

Al momento en que se está redactando este informe (viernes 29 de marzo, 6:00 PM), en Caracas y otros estados del país continúan con un servicio eléctrico fuertemente fluctuante y cortes en algunos sectores del resto del país. Aproximadamente a las 7:09 PM del viernes 29 de marzo se registró un nuevo apagón. Diversas fuentes han señalado que se trata de un inconveniente con el equilibrio de cargas: el sistema eléctrico nacional se compone de un conjunto amplio de subestaciones distribuidas estratégicamente en todo el territorio, cabe destacar que las mismas no han sido objeto de mantenimiento por largos períodos y están trabajando por debajo de sus niveles óptimos de funcionamiento; en este sentido, luego de cortes generales como consecuencia de fallas estructurales, el sistema debe nuevamente equilibrarse y calibrarse cuando el suministro se va restableciendo, es decir, la carga es paulatina y sectorizada pero no es equilibrada y por eso se registran los llamados “bajones”.

El daño es estructuralmente fuerte, como lo señala el Ingeniero Winston Cabas, presidente de la Asociación Venezolana de Ingeniería Eléctrica, Mecánica y Profesiones afines (AVIEM), también destacó que entre 5 y 8 años tomaría recuperar el sistema eléctrico a niveles de 1998.

El restablecimiento para un suministro normalizado puede tomar 2 años y se requieren, aproximadamente, USD 50 MM de inversión.  Evidentemente, la capacidad económica de Venezuela no está en condiciones para ejecutar dicha inversión por si sola, en este sentido, es recomendable repensar los esquemas de privatización e inversión extranjera. El ingeniero destacó la necesidad de interpelar a los ex ministros y al ministro actual pues en ellos recae la responsabilidad por los daños estructurales y las ingentes cantidades de dinero que han sido sustraídas sin explicación.

2. Contexto social I: Colapso en el suministro de agua, crisis en viviendas y en centros de salud

REUTERS/Manaure Quintero.El sistema hídrico nacional depende exclusivamente del suministro eléctrico, tanto para el bombeo de acumulación como para la distribución. En este sentido, el colapso eléctrico generó una paralización de sistema de hidroneumático que hasta el momento no se ha restablecido en su totalidad. Desde el momento del apagón, se suman más de 4 días sin suministro de agua en todo el territorio nacional, afectando el normal desarrollo de la sociedad y el comercio.

Uno de los ámbitos más afectados es el sector de la salud, en este sentido, la red nacional de especialistas médicos por la salud confirmó el fallecimiento de una mujer de 81 años en el Hospital Central de Maracay (Edo. Aragua),la paciente requería ser trasladada para suministrarle ventilación mecánica pero los ascensores no funcionaban.

Dicha asociación también describió un balance de los servicios públicos en hospitales durante el apagón, donde se destacó que apenas el 53% de los 100 centros de salud encuestados operaban con planta eléctrica, algunos sólo para el área de trauma, emergencia y quirófanos. En el hospital J.M de los Ríos, en Carcas se suspendieron los servicios a partir del lunes a las 9:50 PM. El miércoles fueron suspendidas las quimioterapias y diálisis en la mayor parte de los hospitales del país.

Al día de la redacción de este reporte, viernes 29 de marzo (6:30 PM), el suministro doméstico de agua no se ha restablecido en la mayor parte del territorio nacional. Nuevamente, los ciudadanos están en la búsqueda del vital líquido en las tanquillas de la calle, tuberías externas de aguas blancas y botes que están en las cercanías el rio Guaire. Según información extraoficial, el sistema hidroneumático nacional se podría restablecer 48 horas después de la normalización del suministro eléctrico.

3. Contexto social II: Abastecimiento de alimentos y transporte

5c84ee97e9180f26568b4568

Con el apagón, la escasez de alimentos y la desesperación por el daño de los productos alimenticios refrigerados hizo que los ciudadanos se volcaran nuevamente a las calles en la búsqueda de alimentos, hielo y medicamentos.

La ciudadanía denunció que se estaban realizando los cobros en divisas a una tasa sustancialmente baja, entre Bs. 3000 y Bs. 3150.

Por información recolectada en las calles, una bolsa de hielo tenía un precio de entre USD 10 y USD 12 en efectivo. El precio de una Harina P.A.N., oscilaba entre USD 2 y USD 4, también en efectivo.

Por otra parte, este nuevo apagón generó la paralización del Metro de Caracas y el transporte público funcionó con tarifas sumamente elevadas. Un gran número de personas optaron por caminar hasta sus casas pues no contaban con el efectivo suficiente para pagar. Desde Plaza Venezuela hasta La Rinconada la tarifa oscilaba entre Bs. 1000 y Bs. 1500, mientras tanto hasta Caricuao estaba entre Bs. 2000 y Bs. 2500; y para Charallave entre Bs. 5000 y Bs. 7000.

La paralización del Sistema Metro perduró desde el momento del apagón hasta el viernes 29 de marzo que restableció sus funciones. Sin embargo, tras el tercer apagón, el sistema Metro volvió a paralizar las actividades hasta nuevo aviso. Aunque para el lunes 1 de abril se restablecieron las actividades laborales hasta las 2 PM, el Metro de Caracas y el Ferrocarril de los Valles del Tuy aún no han restablecido sus funciones.

¡Importante!

Desde el primer momento en que se suscitó un apagón en alguna ciudad de Venezuela, comenzó una violación flagrante a la Ley Orgánica del Sistema Eléctrico en su Art. 34, el cual establece:

Los usuarios tienen los siguientes derechos:

  • Obtener el suministro de energía eléctrica oportuno, constante y de calidad por parte del operador y prestador del servicio.
  • Recibir respuesta oportuna y adecuada, en primera instancia del operador y prestador de servicio y en segunda instancia, del Ministerio del Poder Popular con competencia en materia de Energía Eléctrica.
  • Exigir y recibir del operador y prestador de servicio, la información completa, precisa y oportuna para la defensa de sus derechos.

También la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en su Art. 82 que establece:

  • Toda persona tiene derecho a una vivienda adecuada, segura, cómoda, con servicios básicos esenciales.
  •  

Y por sobre todas viola la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que en su Art. 25 que establece:

  • Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar […] y los Servicios públicos y sociales necesarios.

 

¡Las violaciones a estos derechos y las muertes y daños causados por el incumplimiento en el servicio son violaciones graves a los derechos humanos y pueden ser calificadas como crímenes de lesa humanidad!

 twitter #MonitorServicios

Realizado por:

Raul David Cordoba
Investigador, Cedice Libertad

Diseño:
Giannina Raffo
Campaigns Manager, Cedice Libertad