En el arte del gobierno económico, la transición de poder que desde hace más de una década ha estado experimentando el actual sistema internacional, altamente globalizado e interdependiente, se ha diferenciado de otros periodos históricos de la historia universal en ciertos aspectos en lo referente a la dinámica misma de estos procesos y sus medios de lucha. Los antecedentes históricos nos demuestran que cuando un Estado-potencia en ascenso amenaza con desplazar a otro Estado o Estados-potencias dominantes, los miedos, malentendidos, amenazas y frustraciones, hacen que una guerra violenta sea altamente probable, si no inevitable.

Los registros históricos así lo confirman, el surgimiento de una nueva potencia ha llevado constantemente a conflictos librados a balazos, bombas y bayonetas. Hoy en día, las grandes potencias económicas y militares libran sus batallas, no con medios bélicos convencionales, sino con armas como las políticas comerciales, financieras, manufactureras, industriales y de inversión. Para competir por el poder, librando sin un disparo una guerra por la supremacía y delineación de un nuevo orden económico global.

Prohibición de venta de productos tecnológicos

Conocer cómo los Estados-potencias utilizan las armas económicas es esencial para comprender las transiciones de poder en la historia moderna y contemporánea de la humanidad. El registro histórico demuestra que cuando un Estado-potencia dominante está en declive y observa como una amenaza a un competidor en ascenso, buscará cortar el acceso de este último a los campos preponderantes del desarrollo hegemónico en los mercados globales, sean estos: logísticos, tecnológicos, comerciales, de materias primas, que son preponderantes para la supervivencia de su supremacía económica global.

A título de ejemplo, podemos mencionar ciertos hechos históricos como el bloqueo británico de las rutas marítimas en el comienzo de la Primera Guerra Mundial a Alemania. Otro suceso histórico contemporáneo que sería relevante destacar es la prohibición de los Estados Unidos de las ventas de productos avanzados de tecnologías satelitales a Japón en la década de 1980, y de semiconductores a China en finales de la década de 2010. Igualmente, los EE.UU. adoptaron medidas restrictivas al acceso de tecnologías vitales para el desarrollo de la inteligencia artificial en años recientes, entre otro conjunto de restricciones tomadas contra China.

Siguiendo con este orden de represalias mutuas, los estados en ascenso han adoptado contramedidas para contraatacar y sostener su crecimiento. Alemania hizo su producción industrial más eficiente en el periodo arriba mencionado. Y China inició mejoras en  sus respectivas bases tecnológicas para eludir las restricciones de los Estados Unidos.

El arte del gobierno económico

Para librar estas guerras de manera efectiva, los Estados-potencias necesitan establecer políticas que incentivan a las empresas privadas dentro de su jurisdicción obligándolas a actuar de acuerdo con sus objetivos geopolíticos, y geoeconómicos, lo que Ling S. Chen y Miles M. Evers han llamado el arte de gobernar económico en su trabajo titulado Wars without Gun Smoke: Global Supply Chains, Power Transitions, and Economic Statecraft October 2023 International Security 48(2):164-204.

Ling S. Chen y Miles M. Evers aportan una visión novedosa de los determinantes de las relaciones entre empresa y Estado en un país, y sus implicaciones para el ejercicio del arte del gobierno económico; de lo que han sido las transiciones del poder internacional en la historia moderna. Marco dentro del cual las empresas se conciben como simples instrumentos supeditados a las directrices geopolíticas y geoeconómicas de sus respetivos gobiernos.

En este escenario del arte del gobierno económico, los Estados-potencia emplean la interdependencia económica para competir sin llegar a un nivel real de enfrentamiento armado. Utilizan sólo mecanismos coercitivos de tipo económico contra sus rivales, a través del incremento de aranceles o las sanciones a las transacciones comerciales, entre otras medidas.

Estímulos fiscales

Siguiendo con este mismo orden de políticas, los poderes en conflicto suelen utilizar los estímulos fiscales para financiar el desarrollo de ciertos sectores que estos consideren vitales para el mantenimiento de su hegemonía global, a través, de la financiación de actividades como la investigación y el desarrollo (I+D) de tecnologías clave, y la promoción de actividades comerciales dentro de su territorio para reducir su dependencia externa según sea el caso, dentro de las complejas cadenas de valor globales.

No obstante, a lo arriba mencionado por los citados autores y siguiendo sus líneas de análisis, es relevante destacar que la mayor actividad económica dentro del sistema internacional se lleva a cabo por empresas privadas, no por los Estados. Por ende, las empresas suelen toman decisiones relativamente autónomas sobre dónde comerciar, e invertir en respuesta a los incentivos del mercado y las respectivas oportunidades de inversión sujetas a la rentabilidad de las mismas. Muchas de estas empresas son multinacionales o corporaciones que han fomentado densas redes comerciales y financieras entre diferentes países. Esto las ha hecho altamente vulnerables y sensibles a los conflictos geopolíticos y geoeconómicos actuales.

Importancia de las empresas y las corporaciones globales

Es trascendental destacar que las transacciones de los actores privados globales pueden tener externalidades de seguridad que afectan al desempeño de los Estados-potencias emergentes, y principalmente el de los tradicionalmente hegemónicos. Estos tratan de mantener o preservar gran parte de su hegemonía geoeconómica y política a escala global, encontrándose aquí un punto de inflexión y de intereses contrapuestos que van a incidir dentro de lo que se ha denominado el arte del gobierno económico de los actores estatales: en la delineación en términos estructurales de un nuevo orden económico y político global en los próximos años.

Hay una capacidad de los agentes económicos privados en el marco de las sociedades democráticas como la estadounidense, la europea y más socios asiáticos del Orden Liberal Internacional, de influir a través de mecanismos democráticos sobre la elaboración e implementación de las políticas. Esta capacidad podría llegar a tener un efecto amortiguador de un potencial conflicto armado de gran magnitud y consecuencia, entre los Estados Unidos y sus aliados europeos y asiáticos y China principalmente. Todo ello en escenarios altamente sensibles como el del Asia-Pacifico.

En concordancia con lo antes expuesto, valdría la pena destacar que en el marco de la reciente visita del secretario de Estado norteamericano Antony Blinken a China, el mandatario Chino Xi Jinping, sostuvo que los Estados Unidos y China “deben ser socios, no rivales”. Pues a pesar de que China no es un país democrático, su régimen de gobierno no ha escapado de las presiones que sus propias empresas privadas o semiestatales ejercen sobre su respectivo gobierno con el fin de mitigar la guerra de sanciones económicas entre ambas potencias. Ello lo que refuerza la tesis de la relevancia de los actores privados globales en el proceso de transición hacia un nuevo orden económico y político global.

Conclusiones

Sin embargo, pese a todo lo arriba expuesto, es importante mencionar que tanto en el ámbito académico, como diplomático no existe un consenso sobre la validez absoluta de la tesis según la cual la interdependencia comercial amortigüe o inhiba conflictos armados internacionales. Este es un tema que tratamos en un artículo titulado La interdependencia y el libre mercado, ¿amortiguan los conflictos internacionales?, en septiembre 26, 2023, Instituto Juan de Mariana.

No obstante, sería un error subestimar la relevancia e influencia de los agentes económicos privados internacionales en la delineación del nuevo orden económico global emergente. Lo demuestran los autores arriba citados en su respectivo trabajo. Será el tiempo y la compleja dinámica entre estos actores estatales inmersos en este conflicto y sus respectivas corporaciones globales, los que determinaran la importancia de estas, en la transformación y modelación del nuevo orden global emergente en el actual proceso de mutación internacional.


Autor: George Youkhadar Allis

Abogado y politólogo Mención Relaciones Internacionales (UCV) cuenta con postgrados en:  Negociaciones Económicas Internacionales del Instituto de altos Estudios Diplomáticos Pedro Gual, y es MBA y Máster en Finanzas U. de Chile